Taz-Mania

14 de Enero de 2013

Sega 1992.

 

Disponible para: Megadrive, Master System, Game Gear.

 

Versión comentada: Master System (1992).

El juego que comento hoy, es uno de esos que pasó sin pena ni gloria por la maravillosa Master System de Sega. Aprovechando la popularidad de los dibujos animados de la Warner, Sega dedicó un juego a uno de sus personajes mas populares, Taz, el diablo de Tasmania.

"Únase a Taz, el diablo de Tasmania, a medida que se lanza a la búsqueda de la tortilla más grande del mundo. Nada podrá oponerse a su paso cuando avance a través de una isla de altiplanos precarios, junglas hostiles, cavernas misteriosas, y ruinas desmoronándose."

Con estas pésimas traducciones a las que nos tenían acostumbrados la gente de Sega, que ríase usted del traductor de Google, que al menos tiene excusa porque es una máquina, esto lo traducía una persona de carne y hueso (supongo que el mismo que dibujaba las portadas de los juegos de la primera época de la Master, ¡Juas, juas, juas!). Era el "asombroso" argumento que podíamos leer en la contraportada del juego para que no pudiésemos resistirnos a comprarlo (estoy siendo irónico ¡je, je, je!).

La verdad es que la razón de la adquisición de este juego por mi parte, ha sido mi afán completista de una de las consolas a las que más cariño tengo y hace unos días en una de mis habituales visitas a las tiendas de segunda mano Cash Converter, en las que suelo comprar casi todos los juegos de la Master System que van teniendo lo vi a buen precio, y no pude resistirme a comprarlo junto a unos cuantos títulos más.

Aprovechando algún rato que me dejan los críos, el Uncharted 3 y Battlefield 3 (pocos, la verdad ¡je, je, je!), le he estado dando al Taz-Mania para poder ofreceros un análisis lo más objetivo posible.

Lo primero que hay que decir, es que Taz-Mania, es un juego de plataformas típico, en los que el personaje puede correr, saltar y atacar a los enemigos con su temible y conocido "remolino". LLama la atención otro gazapo de la gente de Sega, ya que en la caja del juego nos indica que éste tiene seis niveles, pero en realidad tiene cinco: la llanura, la jungla, la cueva, las ruinas y el valle.

Cuando comienzas a jugar hay una cosa que llama poderosamente la atención en el juego, y esto es la elección de colores. Los gráficos no son malos en si, de un tamaño relativamente grande, muy del estilo de los dibujos animados, aunque muy "planos", muy alejados de virguerías como Castle of Illusion.

Pero como decía más allá de los gráficos, los colores elegidos por los programadores son muy chillones, y al menos a un sevidor, le llegan a cansar la vista, sobre todo los primeros niveles del juego, en las que mezcla el amarillo y el verde de forma exagerada o el azul con el morado, echad un vistazo a los pantallazos y opinad por vosotros mismos. 

Por lo tanto a nivel gráfico nos quedaremos con que es correcto, pero muy por debajo de lo que esta consola podría ofrecer, ya que los considero sencillos y muy repetitivos.

La animación por el contrario si que me parece muy buena, y es quizás lo más destacable del juego, los movimientos son rápidos y fluidos, y el personaje responde de manera rápida a las órdenes que le envía nuestro pad. Si hay que ponerle algún pero, diría que el personaje tiende a patinar al finalizar el salto, por lo que debemos acostumbrarnos primero a esto para ir avanzando en el juego. Juego, que por cierto tiene una dinámica bastante sencilla, ya que avanzaremos casi siempre hacia la derecha con algunos tramos en vertical que por lo general suelen ser para conseguir vidas extras. A propósito de las vidas extras, me llamó bastante la atención el hecho de que tras coger una vida, si te matan después, al volver a pasar por allí encontramos de nuevo la vida extra, por lo que en realidad no perdemos esa vida ¿un fallo de programación o simplemente suavizar la dificultad del juego?

Y hablando de vidas, cada una de ellas está fijada en una barra de energía que irá bajando según nos golpeen los enemigos, por suerte hay un montón de comida en forma de pollo que la restablece, además de otros objetos como bombas (que disminuyen dicha barra) o estrellas que nos darán invulnerabilidad durante unos segundos.

La banda sonora del juego tampoco destaca por su brillantez, aunque con pretensiones de tener unos temas animados y alegres, al cabo de un rato acaban siendo machacones y pesados, vamos que no es el típico juego que se te mente en la cabeza por tener una musica pegadiza, más bien al contrario si te estás mucho rato jugando puedes terminar tomándote una aspirina al terminar (¡je, je, je, a lo mejor me estoy haciendo viejo para los 8 bits!).

La dificultad es media tirando a baja, no es un juego difícil, y tras unas cuantas partidas lo acabarás sin demasiados problemas, el número de enemigos no es agobiante y enseguida les cojes el tranquillo, en cuanto te ataquen un par de veces, le adivinarás los movimientos y te será fácil acabar con ellos o simplemente esquivarlos y seguir adelante.

En resumen, un juego entretenido, pero tirando a malo, no destaca especialmente en nada, pero tampoco es de los que al ponerlos la primera vez no vuelves a usarlo. Como dije al comenzar el artículo, es uno de los muchos juegos de la Master System que pasaron sin pena ni gloria, al menos la portada no la dibujó el de las traducciones ¡ja, ja, ja!

Escribir comentario

Comentarios: 4
  • #1

    José Andrés (lunes, 14 enero 2013 20:44)

    Al menos a mi el juego me gustó bastante.
    También salió en una época propicia, en la que el personaje tenía mucho tirón, y estrenaba serie televisiva creo recordar.
    Rara era la consola que no tenía uno o varios juegos de Taz.
    Aunque como el primero de Mega Drive pocos la verdad.

  • #2

    Maquinitas (miércoles, 16 enero 2013 09:50)

    A mi personalmente no me ha hecho nada de gracia el juego, sobre todo porque entre los colores chillones y la música el dolor de cabeza está asegurado. ;)

  • #3

    Consolero sin consola (viernes, 01 marzo 2013 20:26)

    Pues yo creo que no estuvo mal; muy facilón diria yo, ya que en la segunda partida me lo acabé, esto es, en una tarde que el dia anterior habia comprado el juego, pues eso, a la tarde siguiente lo terminé. El de Megadrive sin embargo no me gustó tanto.

  • #4

    maquinitas (sábado, 02 marzo 2013 09:25)

    La verdad es que es un juego que los niños pueden llegar a disfrutar por su colorido y baja dificultad, pero aún así le sigo sin ver la gracia, y me sigue gustando más en megadrive, pero como para todo, para gustos los colores... :)

Todo para las mamás y los bebés al mejor precio 

SÍGUENOS EN FACEBOOK Y TWITTER

ÚLTIMOS ARTÍCULOS PUBLICADOS

4D SPORT BOXING

3D CONSTRUCTION SET PC

WING COMMANDER 2 (PC)

TOEJAM & EARL III (DREAMCAST)

DOUBLE DRAGON (MEGADRIVE)

LO QUE NO VIMOS DE STREET FIGHTER II

CONTACTO

Atención: Los campos marcados con * son obligatorios.