City of Dust

Noviembre de 2012 By Gato V

Existen un montón de derechos en nuestra existencia que damos por supuestos. No pensamos que puedan desaparecer, mucho menos que esa desaparición sea producto de una decisión de un gobierno democrático. Uno de estos derechos, llamémoslos inalienables, es el derecho a imaginar, a no estar obligados a ceñirnos a la realidad para vivir nuestras vidas y a poder soñar y fabular. Posiblemente todas las personas que existen en el planeta y han sido alfabetizadas lean a lo largo de sus vidas alrededor de unos 200 relatos de ficción, y eso como mínimo. Los que más, y en esto me incluyo, puede que sean testigos a lo largo de sus vidas de miles de historias de ficción. Cada obra de teatro, cuento infantil que nuestros padres nos lean para dormir y le leamos después a nuestros hijos, película que veamos en la televisión o el cine, novela y, por supuesto, comic es una ventana a mundos que jamás vislumbraríamos sin nuestro derecho conjunto a imaginar.

El comic que hoy comento es la primera historia de una saga de novelas gráficas, al menos eso es lo que da a entender su autor, que tratan sobre un mundo en el que se decidió que la ficción era perniciosa pues lleva a las personas a las guerras y la agresión mutua. Esta afirmación se basa en que una de esas ficciones es la religión la cual está detrás de todas las guerras que han tenido lugar a lo largo de la historia. Conste que es lo que dice el comic, en ningún momento estoy diciendo que esta sea mi opinión, que luego no quiero malentendidos.

Encontramos en el interior de sus tapas una historia oscura y de ciertos toques góticos. Uso en este caso el término gótico en el mismo sentido que los escritores del XIX y XX con la expresión terror gótico. Una enorme mole de edificios verticales con montones de callejuelas ocultas bajo su enorme sombra es el escenario para una miríada de monstruos literales y metafóricos. El autor nos presenta una historia nada amable y mucho menos bonita, sino la distopía más pura que se puede leer en los últimos tiempos. Es un mundo en el que los hijos traicionan a sus padres denunciándolos a las autoridades para ser luego secuestrados por el sistema y adoctrinados durante su niñez y adolescencia para ser los perfectos ciudadanos de un mundo sin esperanza. En algunos puntos de la historia ni siquiera queda el resquicio de que la sociedad, al desaparecer lo que Marx llamaba el opio del pueblo, se volviera más justa y la división entre ricos y pobres se diluyese. Los ricos son menos numerosos y mucho más ricos y los pobres son más numerosos, más pobres y están, incluso geográficamente, más alejados de la justicia que nunca. Las grandes torres de la ciudad reservan los pisos más altos para los ricos mientras los pobres son lanzados a las cunetas. Un análisis aún más profundo nos trae otro añadido a la jaula que este mandato de no imaginar nos constituye para el ser humano. Una de las mayores fuerzas de cohesión entre personas es precisamente la imaginación. A través de un ideario compartido las personas pueden llegar a unirse hasta formar fuerzas que rompan la tiranía. No es necesario que sean unas creencias religiosas, puede ser incluso algo mucho más ínfimo, como por ejemplo una idea. Todos conocen el discurso de Martin Luther King Jr sobre una idea, que las comunidades minoritarias estuvieran igualdad de condiciones con la mayoritaria en ese momento en EEUU, que en ese momento era irreal por no haber sido llevada a cabo y por tanto imaginada. Esa no es una creencia grande, pero sí poderosa. La imaginación es un arma poderosa en poder de los desfavorecidos, especialmente si tienen alguien capaz de blandirla adecuadamente, y puede llevarles a la victoria.

De las profundidades de un mar de cieno y desesperación surge algo que nivela la balanza, y de este suceso surge la historia. La imaginación, enterrada entre basura durante más de un siglo, se levanta a exigir a sus verdugos cuentas por los años de sufrimiento de la sociedad y acabar con los secuestradores de la fábula. Cuando la noche cae, de entre las grietas de su mundo feliz se filtra todo aquello que un día creyeron enterrado bajo los bloques de hormigón de sus edificios. Con la llegada del amanecer un nuevo cadáver adorna la lista de los caídos entre las filas de los opresores. La noche vuelve a ser temida por aquellos que tienen algo que perder y vuelve a ser el reino de los oprimidos. Las calles vuelven a ser zona de guerra entre la esperanza y la tiranía.

Una historia como esta merece la pluma de un grande de la narrativa de terror y la ciencia ficción como es el caso de Steve Niles. Con la delicadeza de un padre meciendo a su hijo y la precisión de una máquina bien engrasada, Niles lleva adelante la historia y logra tejer una narración en la que escena tras escena la trama se vuelve compleja sin complicarse y emocionante sin perder jamás la intriga. Los toques exactos de violencia y los perfectos periodos de descanso entre estos preparan al espectador para un crescendo de tensión que finaliza con la última página. Una hermosa muestra de lo que podría llamarse terror de alto nivel. Sin embargo, para el aficionado a la obra del autor, al cerrar el libro te queda un regusto amargo. Ha sido una gran historia, realmente muy buena, pero tienes la misma sensación que al levantarte de la mesa en tu restaurante favorito y piensas "estaba todo riquísimo, excelente, pero he comido cosas mejores aquí". La historia está muy bien pero no es de la calidad habitual de Steve Niles. Hay momentos de efectismo fácil y escenas rematadas de manera tosca, lo que no es propio de este grande del género. Además algunos de los detalles de la trama traicionan de manera clara una falta de cohesión en el teórico villano, que es al mismo tiempo un genio de crimen y un aficionado de tercera que se deja pistas por la calle. Por no hablar de los momentos en los que pasa de ser un ser oscuro y terrorífico que no necesita hacer uso de su fuerza bruta a un villano de opereta que aparece en escena con actitudes que piden a gritos efectos sonoros de los telefilmes de los 70. A pesar de estos fallos la historia se sostiene y devoras las páginas a velocidades de vértigo, pero si has comprado el comic por su autor al cerrar la última página tienes ganas de decirle al autor "tío tu antes molabas".

En otro orden de cosas, el dibujo es contenido. No trata de destacar pero está a la altura de la obra que ilustra. En muchas páginas puede sentirse la humedad de los bajos fondos y la sangre corriendo por las paredes en las escenas del crimen. No desmerece en ningún momento la labor llegando en algunos puntos a salvar las escenas al aportar la tensión que el dialogo no logra. Como única crítica posible, decir que en mi opinión la parte más tecnológica de la ambientación es quizás excesiva, pues en muchos momentos recuerda más a Splinter Cell que ha una ambientación Ciberpunk, que considero que es la adecuada para esta historia. La obra puede encajar también en la órbita del biopunk, ya que algunas cosas no quedan explicadas de manera clara y puede entenderse como ingeniería genética (biopunk) o como tecnología más puramente industrial (ciberpunk).

A modo de conclusión decir que es una novela gráfica tremendamente recomendable para todo amante del genero y una buena muestra de lo que es capaz de hacer Steve Niles incluso es sus días menos buenos. Mi consejo es que la leáis y la disfrutéis, especialmente acompañada de música de cine de terror y con la única luz de una lámpara de mesa.

Escribir comentario

Comentarios: 3
  • #1

    Jose Miguel (viernes, 09 noviembre 2012 12:11)

    Tiene buena pinta el comic, me están dando ganas de pillarlo por su argumento, lo que me frena es que Dolmen no es precisamente una editorial barata. Por cierto ¿cual es su precio?

  • #2

    Gato V (domingo, 11 noviembre 2012 13:03)

    La historia está muy bien.
    El precio son 20€, lo que tampoco es muy caro tal como está el mercado.

  • #3

    replica watches (jueves, 01 agosto 2013 08:47)

    perhaps it is because German has always been low-key style,

Todo para las mamás y los bebés al mejor precio 

SÍGUENOS EN FACEBOOK Y TWITTER

ÚLTIMOS ARTÍCULOS PUBLICADOS

4D SPORT BOXING

3D CONSTRUCTION SET PC

WING COMMANDER 2 (PC)

TOEJAM & EARL III (DREAMCAST)

DOUBLE DRAGON (MEGADRIVE)

LO QUE NO VIMOS DE STREET FIGHTER II

CONTACTO

Atención: Los campos marcados con * son obligatorios.